Necesitas un abogado matrimonialista que sea experto en Derecho de Familia para que te explique detenidamente los pasos a seguir. Has decidido que quieres el divorcio pero te asaltan un millón de dudas como es lógico.

Abogado matrimonialista

Cuando una persona tiene clara la decisión de separarse de su pareja, lo más habitual es que le asalten muchas dudas. ¿Qué pasará con el piso? ¿tendré derecho a algún tipo de pensión? ¿Quién tendrá la custodia de los niños?… etc

Solemos actuar, igual que con la salud. Miramos en internet, preguntamos a un amigo que se divorció hace unos años para que nos cuente su caso, hacemos una consulta a un abogado de la familia que no se dedica a temas de familia… hasta que al final tenemos que acudir a un profesional que estudie nuestro caso particular y nos explique detenidamente los pasos que debemos seguir, las consecuencias legales que pueden acarrear nuestras decisiones y las opciones que tenemos de conseguir nuestros propósitos.

Si vas a tener que acudir a un buen abogado matrimonialista ¿porque no hacerlo desde el principio?

Celtibérica Abogados: Expertos en Derecho de Familia

En Celtibérica tenemos un equipo de abogados matrimonialistas con una amplia experiencia que sin duda te ayudarán a conseguir las mejores opciones para tu situación personal.

El divorcio es un proceso complejo que afecta a distintas parcelas de la vida de las personas. Podrás encontrarte imprevistos con los que no contabas y si no cuentas con un buen asesoramiento legal, el proceso se podría demorar más de lo necesario. Contar con un abogado matrimonialista que te ayude a entender en qué va a consistir el procedimiento podrá hacer que te sientas más tranquilo y seguro de las decisiones que vas a tener que adoptar.

A continuación vamos a tratar de explicarte cómo serían las fases de un divorcio tipo, aunque debes tener en cuenta que puede haber algunas variaciones en función de las circunstancias concretas que rodean a tu situación y la de tu pareja.

Fases del divorcio:

  1. Para comenzar el procedimiento de divorcio, lo primero que habrá que hacer es contactar con un abogado matrimonialista, que será el que formule la petición de divorcio. Esta petición consistirá en un documento legal que recogerá el deseo de uno de los miembros de la pareja de separase. Deberá incluir sus pretensiones en cuanto a la vivienda, la custodia de los hijos y algunas cuestiones económicas, entre otras.

  2. El letrado será el encargado de presentar esta petición en nuestro nombre ante los tribunales.

  3. Una vez presentado, el abogado matrimonialista hará seguimiento del procedimiento, asegurándose de que nuestra demanda de divorcio le ha sido notificada debidamente a la parte contraria, quien recibirá una citación del Juzgado a la que deberá responder en un plazo determinado.

  4. Éste deberá manifestar si está conforme o no con nuestras pretensiones. Si por alguna razón no se manifestara, el Juzgado lo interpretaría como que la parte contraria está de acuerdo con todos los términos y condiciones solicitados.

  5. La otra opción y la más frecuente es que ambas partes, debidamente representadas por sus respectivos abogados matrimonialistas, intercambiarán escritos donde se adjuntará información y documentos sobre cuestiones patrimoniales y financieros para poder adoptar las medidas oportunas en cuanto a la división del patrimonio común, la adjudicación del uso de la vivienda, la cuantía de pensión de alimentos de los hijos…etc.

  6. Algunas parejas son capaces solucionar estas cuestiones “de mutuo acuerdo, en cuyo caso se presentarán ante el juez en una audiencia informal. Allí se les hará una serie de preguntas sencillas para corroborar que ambas partes comprenden y aceptan voluntariamente las medidas a acordar. Si el juez aprueba este acuerdo, concederá a la pareja un decreto de divorcio en el que se establece lo acordado. Si no lo aprobara, o si en esta fase los cónyuges no consiguen llegar a un entendimiento, pasaríamos a la fase del Juicio de Divorcio.

  7. Al juicio, acudirá el matrimonio, cada uno acompañado por un abogado matrimonialista, que serán los encargados de presentar evidencias y argumentos en favor de sus representados para que el juez pueda decidir las cuestiones que han quedado sin resolver como son: la custodia de los hijos menores, el régimen de visitas, la pensión de alimentos o compensatoria y la división del patrimonio. Una vez que el juez llega a una conclusión, concederá el divorcio a la pareja.

  8. Si algún miembro de la pareja no está conforme con las medidas adoptadas por el juez, tiene la posibilidad de apelar ante un tribunal superior.

Es complicado calcular el tiempo que puede llevar todo el procedimiento de divorcio pero si la pareja coopera y acepta ceder en algunas cuestiones razonables, será más fácil y rápido.

El abogado matrimonialista:

Si te enfrentas a demanda de divorcio donde prevees que tendrás problemas para lograr alcanzar un acuerdo con tu pareja sobre cuestiones como; la custodia de tus hijos o la pensión de alimentos, el uso de la vivienda, o cualquier otro motivo, un abogado matrimonialista especializado en derecho de familia puede ser de gran ayuda a la hora conseguir mejores resultados para ti. Lo primero que tienes que hacer es encontrar a ese abogado especializado con el que te sientas cómodo.

Habla hoy mismo con uno de nuestros abogados expertos en temas de divorcio.

Contenido relacionado: “Atribución del uso de la vivienda después de un divorcio”

Este sitio web usa cookies. Más información. ACEPTAR
Share This